Tropea fue elegido el pueblo más lindo de Italia

Imprimir

El pueblo italiano de Tropea fue elegido "Borgo dei Borghi 2021" y se consagró con el título de pueblo más bonito de Italia en 2021. El concurso, que traducido se significa "Pueblo de los pueblos", se organiza hace 8 años por el programa "Alle falde del Kilimanjaro" de la RAI.

El concurso consta que el público vote por su aldea o pueblo preferido. Tropea compitió con 20 pueblos más, uno por cada región italiana.

El listado completo quedó así: Tropea (Calabria); Baunei (Cerdeña); Geraci Siculo (Sicilia); Albori (Campania); Grottammare (Marcas); Campli (Abruzos); Malcesine (Veneto); Pietramontecorvino (Puglia); Corciano (Umbría); Cocconato (Piamonte); Finalborgo (Liguria); Valsinni (Basilicata); Trivento (Molise); Pofabbro (Friuli-Venecia Julia); San Giovanni in Marignano (Emilia-Romagna); Buonconvento (Toscana); Borgo Valsugana (Trentino-Alto Adigio); Issime (Valle de Aosta); Pomponesco (Lombardía); Pico (Lacio).

¿Dónde queda Tropea?

Tropea es un municipio italiano de Calabria, al sur del país, y es un lugar de veraneo muy famoso por ubicarse junto a las paradisíacas costas del mar Tirreno.

Se trata de un pueblo romántico, dónde se puede pasar la tarde con un helado o perderse entre las innumerables callecitas cargadas de historia y arte. Tiene un casco antiguo lleno de vida y lleno de tiendas, restaurantes y puestos de artesanía local.

Es conocido, justamente, por su centro histórico en la cumbre de los acantilados, sus playas y sus cebollas rojas. Construida sobre un antiguo cementerio bizantino, la catedral del siglo XII tiene sarcófagos de mármol y un cuadro de la Virgen de Rumania, la protectora de la ciudad.

Según la leyenda la fundó Hércules. Su nombre actual se lo pusieron por primera vez en el siglo V después de Cristo y en los siglos siguientes, fue citada, más veces como la tierra que padeció repetidos ataques de los sarracenos.

La larga historia de la ciudad ha llevado a Tropea a tener a uno de los cascos antiguos más bonitos y mejor conservados de Calabria, en gran parte por las bellísimas iglesias que todavía se mantienen en pie.

La iglesia de Santa María de la isla situado sobre un acantilado directamente sobre la playa es una de las postales más famosas. Detrás de la iglesia hay un jardín muy cuidado con caminos que conducen a unas terrazas sobre el mar. El paisaje es digno de la máxima atención porque las esquinas de cada ciudad, las playas, y los monumentos logran con su intensidad y diversidad de vistas, entusiasmar a cualquiera.